Qué significa hacer hincapié

Bello es el idioma español, con todas y cada una de sus variantes y regionalismos. Contiene palabras que no se pueden traducir a otras lenguas, o siquiera a otras vertientes de la misma. Posee expresiones que, traducidas de forma literal, no tendrían sentido, o perderían su significado. Por si te encuentras en esta situación, podrás explicar qué significa “hacer hincapié en” a quien no hable español.

Poner el acento en

Cuando se habla de algo, habrá cosas que consideras más importantes que otras, o a las que quieres que les presten más atención. Por eso, le darás más énfasis, te expandirás en detalles, o dirás muchas veces lo indispensable que es que sepa eso. Aunque se trate de algo trivial, tu misión es que se acuerde de eso más que el resto y la cumplirás.

Destacar algo con énfasis

El “hincar el pie” significa poner más presión en algo, como cuando hundes el talón para marcar un lugar. Ese sitio en particular es importante, de por sí o por lo que representa, y quieres que se note, y que se note más que el terrero de alrededor. Si alguna vez haz jugado al fútbol con arcos hechos con objetos movibles sabes de lo que hablo.

Afianzarse en

Ha habido veces en que tenías que hacer un trabajo práctico en grupo, y exponerlo. En esas situaciones, es lógico que te toque la parte de la que más sabes, porque en ese terreno destacas. Haces hincapié en tu parte, porque pisas firme (te afianzas en lo que te toca) y dejas tu huella en eso.

Hacer notar algo

A veces, el grupo pasa por alto cierto tema, y tú quieres que ese mismo tema se debata. Como el dejar de lado el hecho que es la primera vez que un alumno en silla de ruedas gana un premio por su habilidad en matemáticas. Quizás te gane algunas miradas poco bonitas, pero tú no quieres que se alejen sin que tú expreses lo que deseas que sepan.

Mantenerse firme en

En otros casos, lo que deseas no es tanto poner en claro un tema, sino en concentrarte en determinado aspecto. Por ejemplo, hay que reducir gastos en la empresa pero tú quieres que siga habiendo café. Es bueno para la moral del personal, dices. Les mantiene alertas, dices. Hay gastos superfluos más grandes, dices. Puede que sea cierto (o no), pero tu punto de interés es que siga habiendo café.

Colocar todo el peso en un punto

Si ves huellas humanas, notarás que no son perfectamente planas. El peso colocado en el talón hace que el suelo reciba más presión en ese punto, lo que significa que se hundirá más. De aquí que cuando “haces hincapié”, estás llevando a cabo una metáfora de colocar el peso en un solo sitio, el más notorio de una huella humana.

Mostrar el punto de apoyo

Cuando te enseñaron las palancas en la escuela, habrás notado que siempre constaban con un punto de apoyo para levantar el peso. El hincapié es una forma de hacer notar en qué te estás basando, que lo consideras lo más importante, y que es algo indispensable en el tema en cuestión (como el punto de apoyo en la palanca).

Repetir hasta el cansancio

Y a veces hasta más allá del cansancio, como esas canciones de moda que cada año se nos quedan en el cerebro. Las más conocidas y duraderas son las de Navidad, pero apenas tarareas una melodía o empiezas con una frase, o una simple palabra, de dicha canción, se te viene todo a la memoria y de allí no sales. Ese es el efecto que se desea alcanzar con hacer hincapié, aunque puede que luego se te vuelva en contra.

Es de origen español

Si bien la zona en la que se empezó a utilizar no está del todo clara, sí se sabe que se originó en este país europeo. También fue el apellido que se les obligó a contraer a muchas familias judías que, ante la opción de cambiar de religión o morir en manos inquisidoras, decidieron modificarse el apellido. Muchas de estas personas huyeron a América a partir del siglo XVI para escapar de la persecución religiosa. <